Buscar este blog

No creo en la crítica objetiva. Sólo conozco una o dos personas a las que le interesan mis opiniones. y a veces creo que lo hacen por cortesia.

sábado, 10 de julio de 2010

LA LEY DEL CAGARRO

De un tiempo a esta parte, me encuentro cada vez mas en Internet afirmaciones con las que no puedo estar mas en desacuerdo, que inevitablemente giran alrededor de lo mismo y que están haciendo mucho daño a la ficción popular.

Son cosas del estilo "La regla de oro de la escritura del género fantástico, es no explicar nunca los misterios de los universos que crees", "El misterio siempre es mas interesante que la explicación", "De hecho no es aconsejable resolverlos, porque rara vez encontrarás explicaciones que satisfagan las expectativas creadas".

Empecemos diplomáticamente, tienen su parte de razón. El misterio es siempre mas atrayente. Las explicaciones a menudo, además de inverosimiles es dificil que estén a la altura. Solución: si no has pensado una solución que esté a la altura, no centres tu historia en la intriga. ¿Quieres hacer una historia sobre la impotencia que le produce al ser humano la incapacidad de resolver los grandes enigmas a los que se enfrenta?. Muy bien. céntrate en los personajes, en sus obsesiones frustaciones y neuras, pero no en el enigma en sí, porque si lo haces, si haces perder el tiempo al lector/espectador con apasionantes cajas dentro de cajas e investigaciones, mas te vale tener preparada una revelación final a la altura, porque si no lo tienes, tendrá todo el derecho del mundo a tirarte los trastos a la cabeza, habrás violado su confianza, le habrás entregado un producto inacabado o perpetrado chapuceramente y la culpa será solo tuya, por meterte en camisa de once varas, por usar el camino fácil de intrigar por intrigar sin saber a donde ibas y no tomarte el esfuerzo de meditar tu historia hasta llevarla a una conclusión logica.

No puedo evitar pensar en aquellos contacuentos que vagabundeaban por la edad media de pueblo en pueblo contando historias por un plato de comida y unas pocas monedas. Me pregunto que habría pasado a alguno de ellos si despues de tener, pongamos toda una noche en vilo a sus oyentes con una historia apasionante, la deja totalmente en el aire, y se va. La siguiente vez que viniese todo el mundo se reuniría apresuradamente a ver que contaba esperando la continuación. Pero en lugar de eso cuenta una historia nueva, que deja igualmente en el aire. O peor, vuelve a contar la misma y la deja en el mismo punto.

A la tercera ya no acudiría nadie, y las siguientes veces, los niños del lugar le acompañarían a pedradas hasta las afueras. No tardaría en morirse de hambre y se lo merecería.

La ficción, sea literatura, comic, cine o televisión, es una forma de arte que consiste en contar historias. Todos los recursos estéticos y estilísticos que puedan contener, deben estar puestos al servicio de contar mas eficázmente esa historia, nunca serán un fín en si mismo. Y una historia debe tener planteamiento nudo y desenlace. Los genios son capaces de alterar esta secuencia, empezar por el final por en medio o ir de un lado a otro y que aún así, conseguir que se les entienda.

Pero como dijo un tipo en la ya extinta Crisis, mucha gente piensa que "si no se entiende es que es una obra maestra". No lo es, lo que es es un cagarro. Ya llevo demasiado tiempo consumiendo ficciones, soy un experto en entenderlas, y puedo afirmar, que si no lo hago, si no les veo sentido, no es culpa mia, sino del puto incompetente del autor.

La gente se extasia ante los finales abiertos. Hay finales abiertos y finales abiertos, unos son mejores que otros, pero lo que a veces se interpreta como la gran audacia de dejar el desenlace en manos del espectado, al que por cierto no le van a pasar ninguna parte de los derechos de autor, a menudo esconde la simple incompetencia de no saber como terminar una historia, porque se partió de una premisa original que nunca intentaron pensar como podía ser posible, y porque se lo fueron inventando por el camino. Esto último está destrozando comics y televisión, partes de unos personajes interesantes y te pones a liarlos y reliarlos sin motivos, hacer que se crucen y se descruzen sin ir a ningún lado, que cambien de objetivos y de modo de ser sin ninguna explicación, para luego volver a ser lo que eran originalmente, sin ninguna explicación. Hasta que llega el punto en que te das cuenta de que no sabes que demonios está pasando, y los capitulos se te olvidan nada mas verlos.

No es tan importante, a fin de cuentas hablamos de mero entretenimiento. Realmente si te lo hacen pasar bien, proporcionan un agradecido rato de evasión a tu vida, ¿que importa que sean un cagarro? Puede disfrutarse igual de una obra de arte perfectamente acabada que de una interesante, realizada chapuceramente, aunque si yo comitiese los desastres en el trabajo que hacen algunos guionistas, me tendría que pasar las noches en la oficina corrigiéndolos.

De todos modos creo que ha llegado el momento de enunciar la ley a la que se refiere el titulo del post y a la que ya me he referido anteriormente: "Si no se entiende, no es genial, es un cagarro". Asi que comenzemos a desahogarnos y, aunque he disfrutado mucho con algunas de ellas, hay va una serie de proclamas. Acepto las de otros, empezando por lo obvio:

- !Perdidos es un cagarro!
- !Fringe es un cagarro!
- !Alias es un cagarro!
- !Expediente X es un cagarro!
- !Heroes es un cagarro!
- !BattleStar Galactica es un cagarro!
- "Terciopelo azul", "El hombre elefante" y "Una historia verdadera", son las únicas obras de David Lynch que no son un cagarro.
- Cualquier obra de DC Comics que lleve la palabra "Crisis" en el título, es un cagarro.
- 2001: una odisea del espacio, de Kubrick, es un cagarro.
- !Matrix es un cagarro!
- "El incal" de Jodoroswky y Giraud es un cagarro.
- "La casta de los metabarones" de Jodoroswky y Gimenez es un cagarro.
- Aún no he leido un comic de Jodorowsky que no sea un cagarro.
- "El asco" comic con guión de Grant Morrison, es un cagarro. Tengo la sensación de que el resto de obras personales de Morrison también lo son, pero no puedo convencerme de leerlas.
- "Blame" es un cagarro.
- "GantZ" es un cagarro.
- "20 century boys" es un cagarro.
- "El número de la bestia" de Robert A. Henlein es un cagarro.
- "La saga del centro galáctico", de Gregory Benford, es un cagarro.
- "Razas de noche" es un cagarro.
- El DeathBlow de Azzarello es un cagarro.
- "El prisionero", es un cagarro.

Y la lista sigue creciendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario