Buscar este blog

No creo en la crítica objetiva. Sólo conozco una o dos personas a las que le interesan mis opiniones. y a veces creo que lo hacen por cortesia.

sábado, 6 de noviembre de 2010

"Puente Mental" de Joe Haldeman


En esta novela, un accidente desvela a la humanidad el secreto para teleportarse a mundos lejanos, lo que lleva a una intensa colonización y exploración de dichos mundos. Seguimos las andanzas de uno de esos exploradores, un joven con graves problemas de temperamento, su entrenamiento y sus primeras misiones.

En la primera de ellas encuentran un pequeño bicho que es capaz de poner en contacto telepático a las personas que lo tocan, lo que lleva a un experimento de sexo telepático y a una relación estable con una de sus compañeras.

Otra comando de exploración cae muerto al completo. El estudio de sus grabaciones revela que fueron asesinados por otra especie inteligente. Inmediatamente, la labor de exploración se militariza, empiezan las misiones de espionaje, y hasta cierto punto sabotaje, y la preparación para lo que parece una inminente guerra ente especies.

Y hasta aquí puedo contar.

Esta novela lleva mucho tiempo desaparecida en las estanterías de las librerías, y de no ser por internet no habría podido leerla. Siempre es agradable leer a Haldeman, pero esta no es una de sus mejores obras, no es otra “Guerra interminable”, pero afortunadamente, tampoco es “Clamuflaje”. Está construida al estilo colage, es decir, mediante la composición de diferentes documentos ficticios: informes de misión, fragmentos de libros de historia, clases, enciclopedias, guiones de anuncios, entre los que se intercala de vez en cuando el típico narrador omnisciente en tercera persona, pero sus apariciones son mas bien una minoría. Es una técnica muy utilizada por Haldeman y que domina plenamente. El libro se lee muy bien, a lo que sin duda contribuye que es muy corto y va directamente al grano.

En esta ocasión el autor no hace una gran especulación científica, el descubrimiento que cambia el mundo se hace por casualidad, los científicos no entienden porque funciona y como lo hace, aunque el modo en que este descubrimiento cambia el mundo y sus implicaciones, esta desarrollado de un modo convincente, aunque no exhaustivo, Haldeman no creo que haya pretendido mas que hacer un divertimento y experimentar un poco con el lenguaje, sobre todo en las escenas de sexo, en las que se entrecruzan fragmentos de frases con los pensamientos de los dos amantes, que si bien consiguen bastante el objetivo de transmitir una comunión mental, resultan algo confusas.

Tampoco he visto en esta ocasión ninguna referencia a la guerra de Vietnam, lo que resulta extraño en Haldeman.

El mayor pego que le veo es que el lector se queda con sensación de ¿esto es todo?. Gran parte de la novela parece transcurrir estableciendo el escenario, y cuando este ya parece claro y llega la hora del conflicto, se acaba. Y la conclusión del conflicto es muy tópica y anticlimática. Es un final abrupto, carente de impacto, aunque mejore algo en el epílogo. Por ello, aunque agradable de leer y con partes atractivas, me ha parecido una novela intrascendente, que no interesará mas que a los fans del autor, entre los cuales me incluyo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario