Buscar este blog

No creo en la crítica objetiva. Sólo conozco una o dos personas a las que le interesan mis opiniones. y a veces creo que lo hacen por cortesia.

miércoles, 19 de agosto de 2015

Previa a “Southern Reach”



En los próximos días espero publicar una reseña de “Aniquilación” de Jeff Vandermeer. Sin embargo he decidido anticipar este post, con algunas cuestiones referentes a su autor y lo que se de la serie, para de este modo aligerar la longitud de la reseña en sí.

Para empezar, esta no es la primera obra de Vandermeer que se publica en España. Por lo que sé, ese honor le corresponde a“Veniss Soterrada” novela publicada por la Factoría de ideas, que cosechó buenas críticas y poco éxito. Una desafortunada reseña que encontré por Internet de esta novela me hizo cogerle manía a su autor. Injustamente, puesto que la culpa no era suya, sino del reseñador. La crítica en cuestión, tras poner la novela por las nubes, la arremetía sin que viniera a cuento contra Greg Egan y culminaba con lo que me pareció una apología de la ignorancia.

Ello me llevó a acoger con muchas reservas la publicación de la trilogía de “Southern Reach”, a pesar del entusiasmo mediático inicial, la primera novela incluso fue reseñada en el suplemento cultural del diario “El País”, Babelia, es decir, en una publicación no especializada en el género fantástico. Y elogiosamente, admás. Sin embargo la segunda y tercera parte, que se publicaron en un intervalo de tiempo muy corto, fueron gloriosamente ignoradas y me resulta difícil encontrar reseñas de ellas por Internet.

Una cierta búsqueda ociosa me ha revelado que la intención de Vandermeer era que:

-         El primer libro fuera una historia de terror o suspense.
-         El segundo fuera una sátira sobre la burocracia.
-         El tercero consistiera en darle la vuelta a los dos anteriores y que resultase que no eran lo que parecía que eran.

Jeff Vandermeer está muy orgulloso del segundo y dice que la gente que trabaja para el gobierno no puede resistir las ganas de reír al leerlo.

Por el contrario, sus lectores se llevaron una gran decepción con el segundo, que parece ser el más largo de la trilogía. En los comentarios en castellano, se repiten mucho las palabras “peñazo”, “rollo”, “tedioso”, “aburrido”.

Con estos mimbres, no puedo decir que su lectura me apeteciera mucho. Me recuerda a esas series de televisión que tienen un episodio piloto muy emocionante, envuelto en una atmósfera de intriga y misterio, que luego se van volviendo cada vez mas aburridas, cuando caes en la cuenta de que sus misterios nunca se resolverán porque los guionistas no solo no tienen ni idea de la solución, sino que son incapaces de contar una historia.

Ha sido la aparición de los tres tomos en mi biblioteca habitual la que me ha decidido a leerlos, aunque fiel a mis costumbres, intercalaré entre ellos la lectura de uno o varios de diferente temática.

En breve, mi propia opinión de la primera novela.

No hay comentarios:

Publicar un comentario